domingo, 10 de octubre de 2010


Te puede pasar
haber dormido mal
algunas noches
y haber bebido grandes
venenos
y decir: quiero ir a verla
y salir con una remera nueva
con las monedas para el autobús
con tu mochila sucia
y una vez en viaje
la cosa se reanuda entre el silencio
y el recuerdo y podés imaginarla con ese vestido verde que tanto amabas
podés escucharla reír
y las calles pasan
los árboles pasan
la gente sube y baja
y nadie te escucha
y cuando llegás a pocos metros del lugar
donde trabaja
todo se vuelve real: entrás y te dicen: " hace tres días que renunció"
y entonces querés seguir con el castigo
como un viejo diablo estúpido
volvés a otro autobús
esta vez leyendo el curso de literatura rusa
de Nabokov
(que cargás a todos lados)
y suben ancianos
y ancianas
(!pobre diablo viejo!)
y llegás a la Boca
con las palabras de Tolstoi
y caminás por esos conventillos
sombreados de luna
y en la puerta de esa casa
hay un poema de Borges
y tocás el tiembre
y esperás
esperás
un auto se detiene
y te mira
sigue el tiembre
nadie contesta
hasta que te encendés un cigarro
y le preguntás al tipo del vehículo
a quién buscaba
y el tipo tiene una dentadura podrida
y te dice: " a una chica que se va a la terminal de Retiro"
y entre respuestas
te das cuenta que se trata de la misma chica
y que se fue antes
que ya no estará a tantas cuadras
sino a kilómetros
y eso te hace llamarla
después de meses
y volver a escuchar lo distante de las cosas
el sin sentido de haber llevado todo a un extremo semejante
y caminás por el barrio
y bebes unas petacas
hasta que los perros se confunden con el asfalto
y caminás
caminás
y decís: ¡carajo cómo todo en mi vida desaparece!
y te sentás (después de varias cuadras)
en el parque Lezama
en una mesa que tiene un tablero de ajedrez de cerámica
(y esa mujer está en plena ruta y jamás volverá)
y bebes unas latas
y la muerte no quiere que sigas jodiendo sus asuntos.

te puede pasar...


2 comentarios:

Manucho dijo...

muy bueno, Andres !!

Manucho dijo...

No te calentes Andresito, las minas son como las pilchas, hoy te queda esta, mahana la otra y asi (no encuentro los acentos aca!!!), y como la pilcha, hay veces que las tenes que cambiar..