miércoles, 28 de abril de 2010

Preguntas

El movimiento del peón hacia adelante y la captura del enemigo en diagonal. La verticalidad de un esquema lógico donde el contraste entre lo defendible y lo vulnerable recrean el arte de lo infinito. El espacio entre los jugadores (ese recorte atemporal de los objetos) suspendido en los saldos del cálculo. Hacia atrás las sillas y la espalda que se amolda al acertijo.
¿Será esto mi tristeza?

2 comentarios:

Na dijo...

Es tristeza y es tiempo de espera. Suena a impás, a tiempo muerto.

Me equivoco?

Nalda dijo...

Como el ajedrez.

ciao!